05 noviembre 2008

paren el mundo que yo me bajo

Aisha Ibrahim Duhulow, niña somalí de 14 años lapidada después de haber sido violada por tres hombres. Tras acudir a las autoridades fue acusada de adulterio y sentenciada a muerte. La enterraron en un agujero y la apedrearon 50 "hombres" delante de 1.000 espectadores.


Ser mujer todavía sale muy caro en algunas partes del mundo.

2 comentarios:

Marinita® dijo...

Joder!! que mal rollo.
Ayer te vi en la redonda, pero estaba en el bus!!

Evi dijo...

lo leí que fuerte, es increible que puedan pasar cosas así...pobre nin~a..